Cómo aplicar la pomada para las hemorroides

Las hemorroides son venas que se dilatan en la zona anorrectal. Pueden ser internas o externas y aunque no suelen revestir gravedad, cuando se presentan síntomas como dolor, escozor o picor, puede ser necesaria la aplicación de una crema para las hemorroides para aliviarlos.

Por lo general, cuidando la dieta y siguiendo ciertas recomendaciones, las hemorroides desaparecen por sí solas, sin embargo, si los síntomas persisten o se agravan hay que visitar al médico para que sea el profesional quien valore otro tratamiento.

Si estás experimentando molestias debido a esta condición, en este artículo te explicamos cómo aplicar una pomada para las hemorroides con el fin de aliviarlas.

¿Por qué tengo hemorroides?

Las hemorroides son un problema común y se estima que afectan aproximadamente a un 35 % de la población, apareciendo comúnmente entre los 25 y los 55 años y son varias las causas que influyen en su presentación.

Antes de recurrir a una pomada para las hemorroides es oportuno revisar qué hábitos cotidianos pueden estar propiciándolas. Entre estos, destacan:

  • El estreñimiento, pues aumenta la presión en la zona rectal
  • La diarrea, ya que puede contribuir a la dilatación de las venas del área
  • La vida sedentaria, pues la actividad física estimula un correcto tránsito intestinal y su ausencia puede impactar en la frecuencia de las deposiciones
  • Una alimentación poco equilibrada y baja en fibra

Mientras se mantengan estos hábitos, el problema no se solucionará solo aplicando una crema para las hemorroides. Además, hay factores de riesgo, como:

  • La predisposición genética
  • La obesidad
  • El embarazo

¿Para qué sirven las pomadas para las hemorroides?

Algunas pomadas para las hemorroides pueden encontrarse en farmacias sin la necesidad de receta médica, pero es importante tener en cuenta que este medicamento no cura las hemorroides, que suelen remitir por sí solas, sino que ayuda a reducir las molestias. Por eso forma parte del tratamiento sintomático para las hemorroides.

Hemoal y Hemoal Forte son una gama de pomadas rectales para el alivio sintomático del dolor, picor y escozor ocasionado por las hemorroides en adultos. Este medicamento incluye efedrina, un vasoconstrictor, y benzocaína, un anestésico local, de forma que disminuyen la dilatación de las hemorroides y reducen el dolor, el picor y el escozor.

Si en una semana de uso de la pomada para las hemorroides no hay mejoría, acude al médico.

Cómo aplicar la pomada para las hemorroides de Hemoal

Utilizar una pomada para las hemorroides es sencillo, sin embargo, es necesario leer siempre el prospecto previo a la utilización del producto.

Para usar Hemoal, sigue estas instrucciones:

  1. Antes de poner la crema para las hemorroides la zona debe estar limpia y seca.
  2. Después se aplica una fina capa de pomada para las hemorroides, repitiendo la administración por la mañana, por la noche y tras cada defecación.
  3. Para aplicar la pomada para las hemorroides cuando estas son internas debes utilizar la cánula diseñada a tal efecto que se enrosca en el tubo. Esta se introduce delicadamente en el ano y se deposita una pequeña cantidad de pomada.
  4. La cánula es de uso individual. Límpiala bien antes de guardarla.

Si en 7 días no hay mejoría, visita al médico. Aunque las hemorroides suelen remitir solas.

Recomendaciones al momento de ir al baño

Además de usar una pomada para las hemorroides para aliviar los síntomas de esta condición, es importante mantener buenos hábitos durante la evacuación para no agravarlas.

Hay que acudir al servicio en cuanto se sientan ganas de defecar y, una vez allí, no debes hacer esfuerzos ni permanecer demasiado tiempo sentado en la taza. Igual que antes de utilizar la crema para las hemorroides, después de cada deposición limpia la zona con agua y jabón o, si no estás en casa, con toallitas húmedas especiales para la higiene anal, como las Hemoallitas, luego sécala bien dando pequeños toques en lugar de frotar (recuerda que no deben desecharse por el WC).

El papel higiénico  es mejor evitarlo y usar agua y jabón, pues puede contribuir a la irritación.

Consejos para evitar las hemorroides

Además de los tratamientos tópicos para reducir las molestias, es básico insistir en las medidas que ayudan a prevenir las hemorroides, por eso te recomendamos seguir estos consejos:  

Olvida el sedentarismo

Hacer ejercicio de manera regular favorece el tránsito intestinal, previene la obesidad, propicia la evacuación y evita el estreñimiento.

Cambia de postura a lo largo del día

Si por cuestiones laborales pasas horas de pie o sentado, cambia de postura con frecuencia para no ejercer excesiva presión sobre la zona. Por el mismo motivo, evita cargar objetos pesados.

Come sano

Una alimentación rica en fibra es fundamental para un buen funcionamiento gastrointestinal. Además, forma parte del tratamiento para las hemorroides evitar el consumo de picantes, especias, embutidos, alcohol o café.

Hidrátate

La ingesta de la cantidad adecuada de líquidos hidrata las heces, facilitando su expulsión.

Si ya tienes hemorroides y buscas una pomada para las hemorroides, el profesional sanitario te explicará cómo aplicar la pomada para las hemorroides.

 

Lee las instrucciones de uso de estos medicamentos y consulta a tu farmacéutico.

Reckitt Benckiser Healthcare, S.A.

Fuentes:

- Hemorroides. Olga de Conte Vila. Cristina Batlle Edo. Publicado en Elsevier.

- Hemorroides hidratación y protección. Micaela Pérez Alcázar. Farmacia Profesional, Vol 19, Num 2, febrero 2005.